Cuando en el año 2009, la CMT definió los mercados mayoristas de acceso a la banda ancha, aprobó un nuevo servicio de acceso indirecto, el NEBA (del que os hemos hablado muchas veces en el blog). NEBA está operativo desde julio de 2012 para los operadores que quieran solicitarlo.

Con el NEBA, conexiones de banda ancha hechas a medida. Foto tomado de Flickr, cortesía de Miradas de Andalucía.

Volvemos a hablar de NEBA porque la semana pasada el Consejo de la CMT aprobó una Resolución en la que marca cómo debe ser la transición de los operadores a este servicio, ahora que ya puede contratarse a Telefónica. También explicamos qué pasará con las nuevas altas y los abonados que ya estén conectados a través de los servicios de ADSL-IP y GigADSL

  1. NEBA está operativo desde julio de 2012, es decir, tiene cobertura en la mayoría de accesos y los operadores ya pueden solicitar sus nuevas altas de los servicios de acceso indirecto a través de esta oferta mayorista.
  2. El siguiente paso es que la CMT debe verificar que NEBA está disponible de manera efectiva (comprobar que no hay problemas en los sistemas informáticos ni en las contrataciones y que todo funciona correctamente).
  3. Así cuando hayamos realizado esas comprobaciones, la CMT dictará una Resolución, y a partir de entonces Telefónica no estará obligada a aceptar las nuevas altas que le pudieran solicitar los operadores en servicios de acceso indirecto GigaADSL o ADSL-IP en las zonas en las que NEBA esté operativo. El matiz es importante: no está obligada a aceptar nuevas altas, pero puede hacerlo, si negocia comercialmente con el operador que se lo solicite.
  4. La pregunta ahora es: ¿y qué pasa con los usuarios existentes que en la fecha de esa Resolución estén conectados a través del  GigADSL y ADSL-IP en esas zonas donde funcionará NEBA? ¿Seguirán conectados a Internet a través de GigADSL y ADSL-IP? ¿Se quedarán sin servicio de Internet porque NEBA ya está disponible y su operador no se ha migrado a NEBA?
  5. La solución que se ha alcanzado es que los operadores tendrán un plazo límite de un año, a partir del momento en que cese la obligación de Telefónica de aceptar nuevas altas GigADSL y ADSL-IP, es decir, cuando la CMT dicte la Resolución, para migrar a sus usuarios a NEBA si así lo desean. No obstante,  los operadores podrán negociar comercialmente con Telefónica la continuidad de sus conexiones en el GigADSL y el ADSL-IP, pero se tratará de acuerdos privados entre los operadores, sin condiciones reguladas por la CMT. En caso de que haya conflicto, sí que podrán acudir a nosotros para que resolvamos el problema.

Otros aspectos de esta Resolución: descuento de AMLT y la reventa de FTTH

Cuando analizamos el mercado 2 (mercado de acceso mayorista la red telefónica fija) una de las obligaciones que le impusimos a Telefónica fue la de ofrecer un servicio de voz IP con determinada calidad que pudieran contratar los operadores alternativos. Como este servicio no estaba disponible (el servicio se implementó en NEBA) y los operadores debían seguir usando la voz tradicional (mediante la Oferta Mayorista de Acceso a la Línea Telefónica (AMLT), se fijó un precio especial transitorio para la AMLT y ese tipo de conexiones.
Ahora con NEBA, Telefónica ya estará en condiciones de ofrecer ese servicio de VoIP con garantías. Por ello, la CMT ha resuelto que una vez que comprobemos que NEBA está plenamente operativo, se eliminará el descuento que se aplicaba en ese tipo de conexiones para AMLT.
Por otra parte, Telefónica tenía la obligación de ofrecer un servicio de reventa comercial de sus ofertas minoristas de FTTH  hasta el funcionamiento efectivo de NEBA. Dado que NEBA ya está operativo comercialmente y la escasa acogida comercial de esta reventa de FTTH, Telefónica ya no está obligada a facilitar dicha reventa de fibra sobre acceso indirecto.

Comparte esta noticia en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •