• Consejos para reducir la factura de la luz: la potencia contratada (I)

     • noviembre 4, 2013 • Energía • 86 Comentarios

    0 Flares 0 Flares ×

    Lo prometido es deuda, así que hoy saldamos una que teníamos pendiente desde que nació el Blog de la CNMC. Con este post, queda oficialmente inaugurada nuestra sección de Energía de CNMCblog.

    Seguro que en más de una ocasión al abrir el sobre de la factura de luz has pensado que pagas demasiado. Dejando al margen componentes como el precio de la luz y otras cuestiones,  hay un elemento muy importante de nuestro recibo que, si lo ajustamos, puede producir ahorros significativos: la potencia contratada. Vayamos por partes.

    Reducir la factura de la luz: la potencia contratada

    Esta vez, el horno tuvo la culpa. Foto tomada de Flickr, cortesía de Roo Reynolds


    Lo primero que hay que saber es que la energía eléctrica se paga en función de dos parámetros:

    • el consumo, que varía cada mes, según el uso que hagamos de los electrodomésticos  y las veces que encendamos la luz y apaguemos la luz…
    •  la potencia contratada, de la que os hablamos hoy.

    1. ¿Qué es la potencia contratada?

    Os lo explicamos con el típico caso que suele darse en algunas casas en Navidad: al mismo tiempo que está encendido el horno y “se hace el pavo”, algunos ven en la tele la repetición de la “Gala de Noche Vieja”. A la vez, en medio de todo el follón, alguien aprovecha y se plancha una camisa, mientras que en la lavadora se centrifuga la ropa… Lo siguiente es que de repente no se ve nada y alguien dice: ¡Nooo, se ha ido la luz…!

    Sí, en efecto, la potencia contratada en ese momento era inferior al consumo que se estaba haciendo de forma simultánea con todos esos electrodomésticos funcionando. Hablamos de la potencia máxima que se puede consumir de forma simultánea, o sea, la capacidad que tenemos de conectar a la vez varios aparatos.

    Sin embargo, puede darse el caso de que tengamos una potencia contratada superior a la que necesitamos y eso es lo que encarece nuestra factura.

    Es importante saber que cada Kw de potencia contratada nos cuesta 45,23 € al año y que la potencia que se contrate es decisión del cliente, según el equipamiento de que disponga en su hogar y el uso que vaya a hacer del mismo.

    2.  ¿Cómo sé qué potencia contratada tengo?

    Tanto en el contrato como en cualquier factura de electricidad aparece la potencia que tenemos contratada en Kw.

    Ejemplo de una factura eléctrica. Foto tomada de Flickr, cortesía de Portaldelsures

     3. ¿Cuánto consumes (de verdad)?

    Todos los electrodomésticos tienen una placa que indica cuál es la potencia máxima que necesitan.  Un buen ejercicio pasa por comprobar cuál es la suma de las potencias de aquellos aparatos que normalmente funcionan a la vez en casa: por ejemplo, la tele, la iluminación de la cocina, un ordenador y un fuego de la vitro. Esa suma sería la potencia que deberíamos contratar. Y probablemente será menor que la que tenemos contratada.

    ¿Por qué pagar más de lo necesario?; piénsalo un poco:  no es preciso poner la lavadora a la vez que hacemos el cocido en la vitrocerámica, ni lavar al tiempo que ponemos el lavavajillas, (por cierto que la lavadora y el lavavajillas consumen más potencia porque en los programas en caliente añaden la función de calentar el agua, os lo explicaremos en otro post sobre ahorro energético).

    Haz caso de los filósofos griegos y conócete a ti mismo. Lo más recomendable es estudiar a conciencia nuestro día a día para conocer el patrón de consumo y, a partir de ahí, escoger la potencia que más nos interese.

    4. ¿Cómo se controla la potencia en casa?

    La potencia contratada se controla Mediante el ICP (Interruptor de Control de Potencia, conocido como el automático, o los plomos para los más mayores… esos que saltan el día de Navidad en plena marabunta familiar). Está situado junto al cuadro  general eléctrico del hogar.

    ICP. Fuente: Dirección de Energía, CNMC

    ICP. Fuente: Dirección de Energía, CNMC

    Este interruptor  se desconecta (salta) de forma automática si se supera la potencia contratada. Por eso, para saber si nos sobra potencia, podemos ir encendiendo los aparatos eléctricos que tengamos a mano hasta que salte el ICP.  En ese momento, habremos rebasado nuestra potencia contratada.

    5. ¿Cómo bajar la potencia contratada?

    Si, finalmente, llegas a la conclusión de que tienes contratada más potencia de la que necesitas, puedes solicitar a tu compañía una disminución de los Kw contratados. De hecho, existen unas potencias normalizadas, dependiendo del Interruptor del Control de Potencia que tengamos.

    • Lo primero que hay que comprobar es que la instalación eléctrica es correcta y está vigente. Si todo es correcto, puedes solicitar el cambio a tu empresa eléctrica.
    • La empresa tiene 5 días (desde que lo pides) para que entre en vigor la nueva potencia contratada. Si en 5 días no se ha tramitado la solicitud, la compañía deberá compensarte con 30€.
    • Al bajar la potencia el distribuidor le cambiará el ICP para adecuarlo a la nueva potencia. Esta gestión te costará 9,044760€ + IVA.

    El cuadro muestra las potencias disponibles para los contratos de la tarifa de último recurso (TUR). Dentro de ese menú podemos elegir la potencia que se ajuste a nuestras necesidades.

    cuadro_amperios

    Fuente: Resolución de 8 de septiembre de 2006, de la Dirección General de Política Energética y Minas.

    Si tenéis alguna sugerencia sobre temas de energía que os gustaría que tratásemos en CNMCblog, podéis dejarnos un comentario o encontrarnos por aquí: @CNMC_ES 

    ¿Te interesan solo los contenidos de energía de CNMCblog? Suscríbete en nuestra página de “Suscripciones”.

    86 Respuestas a Consejos para reducir la factura de la luz: la potencia contratada (I)

    1. noviembre 4, 2013 at 23:27

      Mi distribuidora me dice que me cambie yo el ICP. Están obligados a cambiarlo o solo a verificar que el cambio se haya hecho?

      • cnmcblog
        noviembre 5, 2013 at 17:37

        Hola Joshua,

        El ICP forma parte del “equipo de medida”. Si el equipo de medida esta en propiedad y no cumple la norma, debes cambiarlo y correr con los gastos que genere; si está en régimen de alquiler, entonces debe hacerse cargo la distribuidora y podrá facturar los derechos de enganche vigentes en el momento del cambio (actualmente unos 9 € +IVA).

        El distribuidor está obligado a colocar el ICP, en régimen de alquiler, si el consumidor así lo solicita (RD. 1955/2000).

        Un saludo,

        • CUICUE
          noviembre 15, 2013 at 19:30

          Con los contadores electromecánicos “antiguos”, el ICP está controlado por la empresa suministradora. De hecho, debe estar protegido con un sello lacrado. El cliente NO PUEDE cambiarlo por su cuenta, pues entonces poca “gracia” tendría para la empresa la POTENCIA CONTRATADA.

          Con los contadores digitales nuevos, que las empresas llevan años instalando, parece ser que el ICP ya no tiene razon de ser pues es el mismo dispositivo que incorpora el contador digital de consumo el que tiene memorizada la POTENCIA CONTRATADA y, cuando detecta un exceso, genera una pequeña derivación a tierra de nuestra instalación lo que hace que salte el INTERRUPTOR DIFERENCIAL y provova un CORTE DE SUMINISTRO. En este caso creo que : el ICP ESTÁ DE SOBRA EN LA INSTALACIÓN Y PODRÍAS ANULARLO.

    2. Sampedro
      noviembre 5, 2013 at 10:40

      Hecha la Ley, hecha la trampa. La Resolución de 08 de septiembre de 2006 fue una oportunidad fabulosa para incorporar potencias contratadas entre los 2200W y los 3300W, pero no se hizo. La mayoría de hogares tienen los 3300W, mientras que los 2200W son insuficientes para lavadora+plancha+frigorifico+cocina+PC+iluminación, no hablemos ya de horno, aire acondicionado o radiadores eléctricos. O sea, no cocines ni planches con la lavadora puesta, y si tienes radiadores eléctricos apágalos incluso para poner la lavadora por si salta el frigorífico… o paga los 3300W.

      Si tanto le interesase a la CNMC nuestra economía familiar, habilitaría potencias de 3000W, 2700W, 2500W… Sería una simple Resolución, a lo máximo una Orden Ministerial. Pero claro, los beneficios de ENDESA, E-ON y otras empresas en cuyos consejos se sientan nuestros ex-gobernantes se resentirían.

      • febrero 13, 2015 at 16:55

        Tal cual como lo dices! Y ni hablar si tienes trifasica, En ese caso o contratas 10.392KW y te pasasas de las tarifas reguladas o te dan unicamente como alternativa regulada la potencia de 6.928Kw que nuevamente no alcanza para nada. Hicieron desaparecer la tarifa de 987Kw muy conveniente para el consumidor domestico medio que tiene instalacion trifásica.

    3. Luz
      noviembre 7, 2013 at 11:02

      no conocía yo esta opción, lo de la potencia contratada pero desde luego ahora que lo sé voy a revisar a ver cuanta potencia necesito y si tengo más contratada de la que necesito solicitaré una reducción. Gracias!

    4. noviembre 9, 2013 at 20:16

      El lunes llamo para que me bajen un nivel la potencia contratada, al años como mínimo ahorro unos 100 euros

    5. Davmax
      noviembre 10, 2013 at 23:47

      Existe una aplicacion que te ayuda a optimizar la potencia contratada.
      Se llama PmaxLite. Es para Android.

      Versión Gratuita:
      https://play.google.com/store/apps/details?id=org.pmax.lite&hl=es

      PMax solo es valido para suministros con elemento de control de potencia con Maximetro que tengan contratada alguna de las siguientes tarifas: 2.0A, 2.0DHA, 2.1A, 2.1DHA, 3.0A o 3.1A

      Espero que os sea util.
      Un saludo

    6. angel
      noviembre 11, 2013 at 15:46

      cuidado si bajas la potencia y luego es escasa por que necesitas un aparato nuevo o este tiene mas potencia tiene que solicitar un boletin nuevo y una ampliacion y si esta es de mas del X% de lo que tienes debes pagar un proyecto de luz y/o cambiar cables etc segun nueva legistlacion(mejor consultarlo con vuestro tecnico de electricidad)

      • CUICUE
        noviembre 15, 2013 at 19:53

        Angel, disculpa pero creo que no tienes razón y estás “asustando” a LUZ y ROCIO y a quien lea tu comentario.

        En cada instalación electrica que se realiza (me refiero solo a viviendas), el instalador autorizado nos proporciona un BOLETÍN DE INSTALACIÓN que con los debidos sellos de Industria y trámites burocráticos correspondientes (y nuestra aportación oportuna de los euros suficientes) constituye el documento que nos permite contrartar con una Cia. electrica el suministro deseado HASTA EL LÍMITE DE LA POTENCIA INDICADA EN DICHO BOLETÍN, por ejemplo 4.400m watios.
        Siempre que no sobrepasemos los citados 4.400 w. podremos cambiar de potencia contratada todas las veces que queramos, abonando cada vez a la Cia. electrica los 9 € + IVA reglamentarios.

        Este BOLETÍN DE INSTALACIÓN que señala, entre otras cosas, la POTENCIA MÁXIMA QUE PUEDE SOPORTAR LA INSTALACION no tiene plazo de validez limitado. Otra cosa es que cambie la legislación que lo regula o que queramos reformar la instalación.

        Un saludo para todos.

    7. Pingback: Consejos para reducir la factura de la luz: la discriminación horaria (II) | CNMC blog

    8. Marc
      noviembre 15, 2013 at 10:01

      Muy interesante yo llevo tiempo dándole vueltas pero en mi situación me encuentro con una complicación añadida que espero me podáis resolver:
      En el caso de tener acometida trifásica y no tener ningún aparato en el hogar que requiera dicha entrada, ¿cual es la mejor opción (mas económica a medio plazo) para bajar el IPC?
      -cambiar el ICP Trifásico
      -cambiar la acometida a monofásica
      ¿esta la compañía obligada a cambiar la acometida en caso que el cliente lo requiera?
      ¿cual es el costo en alquiler del ICP?
      Gracias.

    9. Ana
      noviembre 21, 2013 at 18:32

      Hola, he entrado a vivir hace poco a una vivienda en alquiler y no os imaginais mi sorpresa al tener 11W de potencia contratada. Mis facturas rondan los 100 euros al mes y vivo sola…y no estoy en casa mucho y en invierno, ni hablar de poner la calefacción. El caso es que llevo tiempo pensado en bajarla, pero al llamar a mi empresa me comentan que es importantisimo que revise mi instalacion un electricista para ver si puede con esa bajada. La verdad es que no lo entiendo, si soporta 11, 5,6 lo soportará mejor no??

      Agradezco de antemano cualquier comentario.

      • CUICUE
        noviembre 26, 2013 at 9:43

        Hola Ana. Voy a intentar aclararte un poco las cosas.
        En primer lugar, te sugiero que leas mi comentario del día 15 (CUICUE reply a ANGEL).
        Cuando hablas de una potencia contratada de 11 W, entiendo que quieres decir 11 Kw ( 11.000 watios ). Como hablas de una vivienda alquilada, imagino que el sistema de calefacción es eléctrico y los anteriores inquilinos si lo utilizaban.
        Si tú no vas a utilizar la calefacción, es obvio que te sobra muchísima potencia contratada.
        Una vivienda estándar “funciona” perfectamente con +/- 3,3 Kw. ( te ahorrarías unos 346 €/año ).
        Si quieres tener un poco de margen por si algún día necesitas conectar un radiador eléctrico (aunque dices que no utilizas la calefacción), podrías contratar 4,4 Kw. ( te ahorrarías “solo” unos 297 €/año ).
        Además, si bajas de 10 Kw de potencia contratada, puedes solicitar la tarifa 2.0A TUR, con lo que la energía que consumas será mas barata.
        Resumiendo, tienes que disminuir la potencia contratada y pasarte a una tarifa TUR (Tarifa de Último Recurso) que se puede contratar para cualquier vivienda con potencia contratada menor de 10 Kw.
        A tu empresa suministradora NI CASO. Solicita el cambio de Potencia Contratada, el cambio de Tarifa de suministro y que te cobren lo que corresponda por estos cambios. Con estos 2 cambios te ahorrarás mas dinero aún del que antes te calculé.
        Un saludo.

    10. Marga
      noviembre 27, 2013 at 18:07

      Hola, llevo de alquiler unos 8 meses y vivo sola. Empecé pagando 60 euros y ya estoy en los 80 € cada 2 meses. Tengo una tarifa TUR y potencia contratada 5,5 KW. Creo que es exagerado lo que pago y he decidido cambiarme a la tarifa de Mercado Libre y estoy pensando reducir la potencia contratada. La vitro no la uso, tengo nevera, ordenador, TV, lavadora, y el termo es eléctrico pero no puedo cambiarlo a uno de gas….no sé…que consejo me dais?

      • CUICUE
        noviembre 29, 2013 at 20:13

        Hola Marga.
        Ciertamente es exagerado lo que estás pagando por tu factura de suministro eléctrico. Basándome en los pocos datos que indicas, voy a suponer que tienes la tarifa 2.0A y que consumes unos 210 kWh cada 2 meses. Con estos datos mi cálculo aproximado para tu factura bimensual es de 80,31 € (con precios del 21/10/13) , osea que vamos bien encaminados. El desglose es:
        34 € por la potencia contratada + alquiler de contador.
        30 € por los kWh consumidos.
        16 € por el impuesto sobre la electricidad + el IVA.
        Yo te aconsejo lo siguiente:
        No te cambies a una tarifa de mercado libre (pagarías unos 88,4 €)
        Cambia la potencia contratada a 3,3 kW (no te puedo aconsejar que bajes a 2,2 pues quizás un día tengas que usar la vitro mientras el termo está consumiendo y te quedes a oscuras hasta que desconectes uno de los 2 y rearmes el ICP o el diferencial ).
        Con este simple cambio el importe de tu factura será 63,9 €.

        Vistas tus circunstancias, te ofrezco otra solución aún mejor:
        Además de bajar la potencia contratada a 3,3 kW, cambia a la tarifa 2.0A DHA (tienes información sobre ello en el capitulo II de este mismo blog).
        Si el termo que tienes es un acumulador (no instantáneo), puedes conectarlo a través de un programador (los hay muy baratos) para que caliente el agua solo desde las 10 de la noche hasta las 12 del mediodía), y tendrás agua calentita para el resto del día.
        El resto de consumo que quieras hacer, procura hacerlo a esas horas.
        Con este doble cambio, y supuesto un consumo del 50% en horas punta que es muy facil de conseguir, el importe de tu factura será 54,41 €.
        Si logras pasar algo más de consumo de horas punta a valle, tu factura será menor. (p.e. Si consigues consumir 30% en punta y 70% en valle, pagarías 49,53 €.

        Me ha quedao un poco larga la explicación pero …

        • Juan
          marzo 31, 2014 at 1:34

          Me encanta el blog, gracias. Me he cambiado hace unos días de Fenosa a Endesa, por el cambio había un bono de 20 € en gasolina y aún estándo en vigor la fecha no me lo han admitido . Con una potencia de 3,45w puedo solicitar la tarifa tour? ¿cobran algo? ¿puedo reclamar además de otr vivienda los 30 € por no haberme hecho el cambio depotencia en el plazo que decís?
          Muy agradecido

        • PERICO
          agosto 21, 2014 at 12:05

          Sin ánimo de parecer purista: una facturación bimensual significa dos facturas al mes, ¡lo que nos faltaba! Es facturación bimestral.
          Saludos.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *