Entre junio y diciembre de 2020, solo uno de cada cinco españoles envió alguna carta. Son datos del último Panel de Hogares CNMC sobre el sector postal y el comercio electrónico, que corresponden a la segunda mitad de 2020.

La carta, en peligro de extinción. Imagen extraída de Pixabay

Mientras que la carta tradicional ha ido perdiendo protagonismo estos últimos años, la paquetería se ha convertido en un pilar indispensable del sector postal. Esto ha sido, sobre todo, gracias al crecimiento exponencial del comercio electrónico. En concreto, entre junio y diciembre de 2020, la mitad de los internautas (49,5%) realizó alguna compra a través de Internet; y más del 95% de estos individuos recibieron algún paquete asociado a dichas compras online.

A la hora de comprar por Internet, la mayoría de clientes escogió recibir el paquete en su domicilio particular (93%) o en su lugar de trabajo (13%). Correos concentró un 45% de estos repartos, 5 puntos menos que en 2019, en beneficio del resto de los operadores postales.

En cuanto a los envíos por parte de particulares, solo un 11,6% mandó algún paquete en los últimos seis meses. El 19% eran devoluciones de compras; y un 69%, envíos a otros particulares. La gran mayoría de los españoles que enviaron paquetes (64%) optaron por Correos como operador postal, 6,6 puntos porcentuales menos que en el mismo periodo de 2019.

Es importante destacar que los datos de esta encuesta reflejan la situación de mercado durante el estado de alarma provocado por la pandemia de COVID-19. Para más información, consulta nuestra nota de prensa o el Portal CNMCData.

Comparte esta noticia en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •