«Hasta el año 1762 no existían buzones en España para depositar las cartas, sino que se entregaban en mano al encargado del correo. Ese año, una disposición oficial estableció abrir: “agujero o reja, en todas las Hijuelas o Veredas, por donde se echen las cartas, sin que se puedan recibir en mano”. Esta información la leemos en la web de Correos.

bertknot Seguir

Un clásico. Foto tomada de Flickr, cortesía de bertknot Seguir

Han pasado más de 250 años desde entonces, y (según los datos de que disponemos), en España existían  6.693 buzones operativos en el año 2015. Pero ¿cómo son esos buzones?: con cabeza de león, amarillos, verdes…

Esta es la distribución de los buzones en España por categorías. La información está incluida en el Informe sobre los indicadores de calidad de Correos en el año 2015. Podéis leer el post que publicamos al respecto aquí.

Fuente: Informe CNMC

Informe Indicadores SPU 2015. CNMC

Según las estimaciones de Correos, que también se recogen en el Informe de parámetros de calidad de 2015, la correspondencia nacida en buzones representa en torno al 5% del total de correspondencia que se tramita. 

Recientemente, la CNMC publicó su respuesta a una consulta planteada por UNO y UPS en relación con el sistema HomePaq de Correos. El sistema Homepaq son uno sistema de dispositivos instalados en comunidades de vecinos que permite la recepción y envío de determinados paquetes de Correos en el mismo portal de casa.

La CNMC considera que HomePaq se dedica a la prestación de servicios de paquetería de Correos que quedan fuera del ámbito del Servicio Postal Universal (SPU). La información sobre la respuesta, se puede consultar aquí.

Alguna que otra curiosidad más sobre el mundo de los buzones, la encontramos en la  web de Correos, donde comentan porque se crearon espacios específicos para depositar la correspondencia:

Se evitaba con ello la desconfianza por la posible pérdida del envío, a la vez que ofrecer un mejor servicio al no tener que esperar al “conductor” del correo para hacer la entrega. Desde entonces, y con el paso de los años, los buzones de Correos han variado sus formas, motivos decorativos y materiales empleados en su fabricación.

Comparte esta noticia en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •