A todos nos gusta tener un recuerdo de los lugares en los que hemos estado. Foto cortesía de Augustin Rouchon

A todos nos gusta tener un recuerdo de los lugares en los que hemos estado. Foto cortesía de Augustin Rouchon

En este 2009 que ya se ha acaba nos ha cundido mucho el tiempo. Para celebrar que este blog cumplía su primer año en octubre, le renovamos el diseño y le añadimos algunas funcionalidades. Desde aquí y desde nuestra cuenta en Twitter hemos estado siguiendo todo lo que dio de sí la regulación de las telecos, que no fue poco.

La CMT empezó el año con la vista puesta en la regulación de la banda ancha. Por un lado, se fijaron las reglas del juego en los mercados de acceso a la red de Telefónica y de acceso indirecto de banda ancha.

Por otro, la Comisión decidió permitir el acceso a 10 rutas de cable submarino del operador histórico. En muchas ocasiones, los altos precios de estos cables impiden que se tengan las mismas ofertas de banda ancha en las islas que en la Península.

En febrero, la CMT atacó otro cuello de botella: el tramo de la red que pasa por el interior de los edificios. El primer operador que despliegue fibra óptica hasta el hogar estará obligado a compartir este tramo con el resto.

La cuota de conexión, lo que se paga por dar de alta una línea de teléfono, quedó liberalizada en marzo. Y sobre la cuota de abono de Telefónica, el pago mensual de 13,97 euros, la CMT decidió que podría haber promociones. Eso sí, para todo el territorio nacional. Además este precio queda congelado también para 2010 (lleva inmóvil desde 2008). Estas medidas sólo afectan a Telefónica. El resto de operadores pueden cobrar el precio que quieran… o no cobrar nada.

En abril, se aprobó el consentimiento verbal para agilizar todavía más el proceso de la portabilidad. En mayo, se estudió la viabilidad de las redes de fibra óptica en España: caben hasta 3 redes distintas. En junio se pulsó la opinión de los agentes del sector sobre la normativa que afecta al wifi y se propusieron nuevos precios de terminación móvil, con rebajas de entre el 40% y el 50%.

En septiembre, siguieron las rebajas. Concretamente, la CMT bajó un 25% de media los precios del acceso indirecto de banda ancha. Siguiendo con los costes de la banda ancha, en noviembre, la Comisión aprobó la oferta de referencia del acceso a los conductos de Telefónica. Replicar una infraestructura similar puede suponer hasta el 60% de la inversión en una red de fibra óptica.

En noviembre, la CMT se reunió con el sector para debatir la regulación marcada por un entorno convergente. Finalmente en diciembre se calculó el coste del servicio universal del año 2007 y se fijó el reparto del coste para 2006.

Hace un año también repasábamos 2008.

Comparte esta noticia en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •