Cuatro antiguos monopolios europeos (Telefónica, Deutsche Telekom, France Telecom y Telecom Italia) encargaron un informe sobre “la viabilidad del actual modelo de internet”. El problema es el ya conocido: el aumento del tráfico de datos en internet y quién financia la mejora de las redes.

Canon a Google

¿Lo resolvemos a piedra, papel, tijera? Foto cortesía de Mike Souza

En ese informe, de la consultora AT Kearney, se defendía que los proveedores de contenidos pagasen a las operadoras por el tráfico que generan (lo que se ha apodado como ‘tasa Google’ o el ‘canon a Google’). Pero no todos en el mundo de las telecos comparten esta idea. Desde otra consultora, Communications Chambers, han respondido con un documento titulado: “¿Es necesario cobrar por el tráfico para evitar una catástrofe en el capex?

Vamos a revisar los argumentos de uno y otro a favor y en contra del ‘canon a Google’.

A FAVOR DEL CANON A GOOGLE

AT Kearney ha calculado que el tráfico en internet va a crecer a un ritmo del 35% anual y que hará falta una inversión adicional en redes de 9.800 millones para la red fija y de 21.000 millones para la red móvil hasta 2014.

A partir de aquí, la consultora plantea 4 futuros modelos de internet que ayudarían a las operadoras a aumentar sus ingresos:

  1. Subir el precio a los usuarios: concretamente, 6€ más al mes para el acceso a internet fijo y 9€ al mes para el móvil.
  2. Cobrar a los proveedores de contenido (Youtube, Netflix…) en función del tráfico que generen.
  3. Que los proveedores de contenido paguen más en función del tipo de tráfico (vídeo, juegos…) para que éste tenga más calidad.
  4. Que proveedores de contenido y operadoras lleguen a acuerdos bilaterales: así, los contenidos de esas empresas llegarían con mejor calidad a los usuarios de la operadora.

EN CONTRA DEL CANON A GOOGLE

Communications Chaambers se dedica a negar punto por punto las afirmaciones del informe de AT Kearney:

  • Si ahora el tráfico de internet crece a un ritmo del 35%, hace unos años lo hacía al 50% y las operadoras no se planteaban cobrar a los proveedores de contenido.
  • Los costes, tanto de equipos como de transmisión, están cayendo.
  • Los proveedores de contenido ya pagan por su conectividad, además algunos contratan CDN para dar un mejor servicio a sus usuarios.
  • El P2P supone el 30% del tráfico en internet. Si éste es un tráfico que se mantiene al margen de los proveedores de contenido, el informe se plantea: ¿por qué cobrar a estos y no a los usuarios?
  • Es muy complejo conseguir que todos los proveedores de contenido paguen a todos los operadores que existen en función del tráfico que generan en internet.
  • Es más fácil (y barato) “mejorar la capacidad para todos que segmentar el tráfico” y cobrar en función de la calidad.

En lo único en el que todos parecen coincidir es en la necesidad de disponer de nuevas infraestructuras de telecomunicaciones que permitan mayores capacidades de tráfico.

** Descargar el informe de AT Kearney y de Communications Chaambers.

Comparte esta noticia en tus redes
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •