• Wifi, muniWifi, Wifi gratis, Wifi local… y la CMT

     • diciembre 11, 2008 • Banda ancha • 75 Comentarios

     

    Foto de Flikr realizada por ninot

    Foto de Flikr realizada por ninot

    ¿Qué tienen en común Motril y Avilés? Además de ser dos bellas localidades muy próximas al mar -la primera en el Mediterráneo, la segunda en el Cantábrico-, ambas  compartieron protagonismo en la sesión del Consejo de la CMT celebrada el pasado 28 de noviembre de 2008. La razón: las consultas (1 y 2) que plantearon a la CMT estos dos consistorios sobre cómo ofrecer servicios de Wifi municipal. Por cierto, que esta mañana hemos visto que Avilés ya se ha ganado su espacio en “los papeles” por plantearle la CMT la posibilidad de financiar mediante publicidad su red municipal de acceso wifi.

    En todo caso, dado que el despliegue de redes Wifi por parte de diversas Administraciones es un asunto que ha levantado en el pasado algunos malos entendidos, no queremos desaprovechar la ocasión para arrojar un poco de luz en la polémica sobre estas redes, aclarar el papel del regulador y desmontar algunas acusaciones carentes de rigor.

    La imagen que tiene la mayoría del público es que la CMT prohíbe de forma torticera estas iniciativas. A nuestro juicio, es una visión muy distorsionada de la realidad, fruto de un análisis simplista de las funciones de este organismo y  de las reglas del mercado (la legislación). Ver el apartado “mitos wifi” al final de este post.

    Requisitos básicos

    Una de las claves para entender porqué la CMT ha multado a algunos ayuntamientos cuando han puesto en marcha estas redes, está en en los artículos 6 y 8 de la Ley 32/2003. La normativa recalca que cualquier Administración Pública puede intervenir en el mercado y explotar redes o prestar servicios de comunicaciones electrónicas, al igual que lo hacen los operadores privados. Para ello, tal como se les exige a los agentes privados, las AAPP tienen que jugar limpio y cumplir determinados requisitos. Los más básicos: inscripción en el registro de la CMT (notificación fehaciente); separación de cuentas con arreglo a los principios de neutralidad, transparencia y no discriminación; respetar las reglas de la libre competencia y atenerse a las condiciones especiales que la CMT les pueda fijar para garantizar que no se distorsiona la competencia.

    Por lo tanto, con la Ley en la mano, la inexistencia de notificación previa al inicio de la prestación del servicio es una de las razones por las que la CMT ha multado a diversos Ayuntamientos, recientemente a cinco en la provincia de Gerona (por cierto, con unas multas anecdóticas; la más alta es de 2.000 €). La notificación es un trámite que exige la Ley y que, para más inri, si no se cumple está contemplado como una infracción muy grave.

    De hecho, si hubiera existido esa notificación previa por parte de esos Ayuntamientos no se hubiera llegado al extremo de la sanción. Además, siempre que la CMT ha decidido abrir un expediente sancionador por este tipo de iniciativas locales lo ha hecho a instancias de terceros, es decir, porque ha existido una denuncia por parte de alguien a quien le ha perjudicado la existencia de esa red gratuita (cibercafés, etc).

    Si ponemos un símil muy fácil de entender, la notificación fehaciente que exige la CMT también tiene sus equivalencias en otros ámbitos. Por ejemplo, cuando alguien pone en marcha un nuevo negocio, inicia una construcción o cualquier otro tipo de actividad, tiene que solicitar los correspondientes permisos y licencias a su Ayuntamiento o a la administración que corresponda;  hacer papeles en el registro mercantil; en la Seguridad Social, etc. En definitiva, se tienen que cumplimentar determinados requisitos administrativos, que no son una exigencia exclusiva de la CMT. Un pequeño dato: en el registro de la Comisión ya están inscritos más de cien ayuntamientos que han notificado su intención de explotar este tipo de redes.

    Gratuidad del Wifi, diferencia entre servicio público y servicio de interés general

    Una de las principales distorsiones a la hora de considerar estos estos servicios se produce  porque, en ocasiones, las Administraciones Públicas confunden el concepto de servicio público, como pueden ser servicios como el alumbrado, la recogida de basuras, o incluso la sanidad, etc, que se financian normalmente mediante los impuestos que pagan los ciudadanos, con el de servicios de interés general (las telecomunicaciones, en este caso).

    Como bien deberíais saber (estos días os hemos ofrecido un cursillo intensivo sobre la liberalización del sector en distintos posts), el sector de las telecomunicaciones está liberalizado desde el año 1998. Esta referencia aparece claramente especificada en el artículo 2 de la Ley 11/1998: “Las telecomunicaciones son servicios de interés general que se prestan en régimen de competencia. Sólo tienen la consideración de servicio público o están sometidos a obligaciones de servicio público, los servicios regulados en el artículo 5 y en el Título III de esta Ley” y vuelve a repetirse en la ley actual del año 2003.  Esta premisa es fundamental para entender por qué las Administraciones Públicas, salvo algunas excepciones, no pueden prestar servicios de acceso a internet a través de redes wifi de forma gratuita.

    La CMT ha reiterado en numerosas ocasiones que esta situación podría, a priori, producir distorsiones en la libre competencia. Es decir, si un Ayuntamiento o AAPP instala una red Wifi en una zona en la que los operadores privados han realizado sus inversiones y ofrecen servicio, y  presenta una oferta a precio de cero euros o por debajo de los precios de mercado, sufragando esa red vía impuestos, parece evidente que no se están respetando las reglas del libre mercado.

    Sin embargo, esto no significa que un Ayuntamiento nunca pueda ofrecer gratuitamente estos servicios. Cuando un Ayuntamiento o AAPP apueste por la gratuidad del servicio deberá: comunicárselo previamente a la Comisión; explicar durante cuánto tiempo tiene intención de hacerlo y someterse a las condiciones que la CMT le pueda imponer.

    Por ejemplo, la CMT entiende que la duración de la gratuidad diferirá si se  trata de una zona aislada, donde no coexisten más operadores, de si se presenta en un lugar en el que hay competencia con ofertas accesibles de varios operadores.

    Además, los Ayuntamientos sí que pueden ofrecer gratuitamente acceso a páginas web oficiales o de otros organismos y la CMT no les impondrá condiciones específicas (duración, etc), tal como ha marcado la doctrina de la Comisión Europea.

    También conviene diferenciar de forma explicita otra casuística que no requeriría ni inscripción, ni fijación de precios acorde con el mercado: cuando una AAPP instale una red  Wifi y ofrezca servicios de acceso a Internet gratuito a sus propios empleados dentro de sus instalaciones. En estos casos, la CMT considera que se trata de un servicio ofrecido en régimen de autoprestación y que no se  ofrece a terceros.  La autoprestación también se extiende a las bibliotecas y centros culturales que ofrecen acceso a Internet en su interior para los ciudadanos que están suscritos a ellas, aunque también la cobertura de estas redes, en ocasiones, pueda alcanzar las inmediaciones del edificio. Recientemente, la CMT publicó un informe en el que explica todos estos supuestos.

    CINCO MITOS DEL WIFI

    Mito 1: Condenados a no tener Internet: La CMT cierra las redes Wifi de 5 ayuntamientos en Girona
    http://www.publico.es/ciencias/161151/condenados/internet

    La CMT nunca ha cerrado las redes wifi de los ayuntamientos de Girona que se hacen referencia en el artículo. El propio alcalde de una de esas localidades (Campllong) reconoce en esta entrevista que le hacen en una radio mallorquina (minuto 20, en catalán) que no fue la CMT quien cerró la red, sino que fueron ellos quienes, durante tres meses, decidieron pararla al darse cuenta que estaban dando el servicio sin licencia.

    En todo caso, la CMT sancionó a los ayuntamientos por prestar servicio sin inscribirse en el Registro de Operadores, pero, en ningún caso, se les instó a cerrar la red, únicamente a regularizar la situación.

    Mito 2: La CMT cierra la red Wifi de Barcelona

    http://www.internautas.org/html/1974.html

    La CMT tampoco cerró esta red. El Ayuntamiento de Barcelona planteó en 2004 una consulta a la CMT sobre las condiciones en las que una administración pública debía prestar wifi para adecuarse a la legislación. La CMT respondió a la consulta y fue decisión del Ayuntamiento no poner en marcha esa red.

    Mito 3: Ofrecer Wifi por parte de los ayuntamientos no es legal

    http://www.noticiasdot.com/publicaciones/2005/0105/2101/noticias210105/noticias210105-14.htm

    La Ley General de Telecomunicaciones especifica que las Administraciones Públicas pueden dar servicios de telecomunicaciones en condiciones que no distorsionen la competencia. Por tanto, que el wifi sea gratuito no es legal o ilegal a priori. Habría que analizar en cada caso si un wifi gratuito distorsiona la competencia.

    Mito 4: La CMT pide a las AAPP que no usen los impuestos para financiar el Wifi

    http://www.elmundo.es/navegante/2007/05/09/tecnologia/1178696094.html

    No es una petición de la CMT. Lo dice la Ley General de Telecomunicaciones en su artículo 8.4.

    Mito 5: La CMT multa a dos pueblos por ofrecer internet gratuito

    http://www.internautas.org/html/1976.html

    Como en el caso de los cinco ayuntamientos de Girona, en Atarfe y Puenteareas, el problema fue que los ayuntamientos no estaban inscritos como operadores, no que el acceso a la red Wifi fuera gratuito.

    Links y documentos de interés, CMT:

    ¿Qué es la tecnología Wifi? http://es.wikitel.info/wiki/WiFi

    Accesos Wfi ofrecidos por Ayuntamientos (amplio artículo en wikitel sobre este asunto, con links a resoluciones de la CMT y a otros aspectos legislativos en materia de telecomunicaciones que afectan a las administraciones públicas: http://es.wikitel.info/wiki/Accesos_WiFi_ofrecidos_por_Ayuntamientos

     

    Links y documentos de interés, externos a la CMT:

    Centro para el análisis de la Sociedad de la Información y las Telecomunicaciones

    http://www.enter.es

    MuniWireless

    http://www.muniwireless.com

    Civitium’s Weblog

    http://www.civitium.com/weblog

    Wi-Fi Net News

    http://wifinetnews.com/archives/cat_municipal.html

    DailyWireless

    http://www.dailywireless.com/municipal-wireless

    “Wifi Clouds and Zones: A Survey if Municipal Wíreless Iniciatives”

    http://www.muniwireless.com/reports/docs/Wificloudszones.pdf

    “A seamless city: the case study of Taipei’s wifi project”

    http://userpage.fu-berlin.de/~jmueller/its/conf/porto05/papers/Chou.pdf

    “Municipal Wireless Broadband: Lessons from San Francisco”

    http://www.ptc07.org/program/papers/W12_Heather.pdf

    “Municipal Wireless: a primer for public discussion”

    https://ritdml.rit.edu/dspace/bitstream/1850/1027/1/DSheinReport07-2005.pdf

    “The fight over Wireless”

    http://www.slate.com/id/2128632

    “Municipal Wi-Fi Networks: the goals, practices, and policy implications of the US case”

    http://arnic.info/Papers/FB-NP-MuniWiFi-Nov22-05.pdf

    “Municipal Wireless Broadband: policy and business implications of emerging access technologies”

    http://bear.cba.ufl.edu/centers/purc/documents/William_Lehr_7May04.pdf

    “Municipal wireless broadband: hype or harbinger?”

    http://www.cityofboston.gov/wireless/Municipal%20Wireless%20Broadband–%20Hype%20or%20Harbinger.pdf

    “The municipal role in U.S. FTTH market growth”

    http://www.ftthcouncil.org/documents/185790.pdf

    “Municipal broadband. Digging beneath the surface”

    http://www.balhoffrowe.com/pdf/Municipal%20Broadband–Digging%20Beneath%20the%20Surface.pdf

    “Wireless is changing the policy calculus for municipal broadband”

    http://cfp.mit.edu/groups/broadband/docs/2006/Wireless_Changing.pdf

    “Municipal Broadband: challenges and perspectives”

    http://law.indiana.edu/fclj/pubs/v59/no1/9-DingwallFINAL.pdf

    75 Respuestas a Wifi, muniWifi, Wifi gratis, Wifi local… y la CMT

    1. oxidoband
      diciembre 12, 2008 at 14:11

      de mas
      gran post
      saludos
      http://www.oxidoband.wordpress.com

    2. diciembre 12, 2008 at 15:35

      La clave consiste en fijarse por qué se frenan algunas iniciativas de ofrecer “WiFi Gratis” por parte de los ayuntamientos: la CMT siempre ha advertido que los Ayuntamientos no deben realizar sus actividades de manera que establezcan barreras de entrada a los competidores privados y no provoquen la salida del mercado de estos por la imposibilidad de competir en igualdad de condiciones.
      Los reguladores siempre han subrayado que la Administración no puede autofinanciar la red WiFi con fondos públicos (ya que debe ser un modelo llevadero) y debe registrarse como operador, en caso de haber renunciado a un concurso público para una licitación de un operador privado.
      Si la Administración despliega la red WiFi debe entregar cuentas separadas para comprobar que sea sostenible, dado que, hay que tener en cuenta que el inversor privado necesita al menos amortizar su inversión inicial y obtener beneficios. Y nunca puede ofrecer “WiFi Gratis” sin límites porque la CMT señala que no daña a la competencia si el acceso gratuito a la red WiFi es durante un tiempo fijo con el objetivo de promocionar e impulsar el servicio.

      De esta manera, se pueden buscar modelos de negocio como, por ejemplo, los ingresos por publicidad que ya se están dando en distintos municipios de nuestra geografía (caso de Avilés en Asturias).
      http://www.iber-x.com/wireless.php

    3. Pingback: La dicharachera CMT y el wifi

    4. diciembre 15, 2008 at 20:05

      Lamentable post en el que los responsables de la CMT, un organismo en teoría independiente y que pagamos todos los ciudadanos, os dedicáis a criticar a quienes no estamos de acuerdo con las políticas del regulador.
      Mi primera respuesta
      http://periodistas21.blogspot.com/2008/12/la-dicharachera-cmt-y-el-wifi.html
      aparte de la que mañana publicaré en Público, uno de esos medios “torticeros”.
      Coincido plenamente, como se verá en mis artículos, con la opinión de Ricardo García, expresada más arriba. Lo que hace falta es declarar el acceso a internet servicio público y que se cumplan los requisitos del servicio universal. La CMT ha tardado un año en decidir cuánto deben aportar las operadoras a ese fondo de servicio universal. Eso se llama eficacia.
      Los ayuntamientos tienen la obligación de respetar la ley, pero la CMT ha tenido tiempo sobrado para explicar cómo ofrecer wifi legal antes de la resolución de Avilés. A poder ser en algún idioma oficial – no con enlaces en inglés- y por los cauces adecuados para evitar más engorrosos procedimientos, resoluciones y sanciones.
      Que ahora se utilice este blog para criticar a quienes no estamos de acuerdo con el marco legal, seamos ciudadanos o medios, es sólo una señal más de que no se entiende el papel del regulador ni el de los medios ni, mucho menos, el de este blog, que responsablemente debería dedicarse a hacer el regulador más transparente y menos a criticar a los críticos.
      Sobre el predominio de Telefónica y cómo la CMT no cumple su misión de defender la competencia, sólo hay que ver las denuncias de los competidores y los avisos de la Comisión Europea.
      Otro fallo injustificable en el trabajo de la CMT es la deficiente defensa de los usuarios y la calidad del servicio que reciben. Eso también es responsabilidad de la CMT, que debe imponer las sanciones a las operadoras, además de a quienes intentan ofrecer servicios, aunque a veces no lo hagan de la manera adecuada.
      Más cumplir con la misión que asigna la ley, más transparencia y comunicación en las resoluciones, mejor defensa de la competencia para todos, más garantías para los ciudadanos y menos autojustificación. Y, por supuesto, menos acusaciones injustas cuando muchas veces ni se responde al teléfono a los medios y las explicaciones son volver a remitir a las resoluciones.
      Transparencia de un órgano democrático no es responder a las críticas con acusaciones, sino explicar los criterios adecuadamente y cumplirlos.

    5. blogcmt
      diciembre 16, 2008 at 0:33

      Juan, algunas de las cuestiones que planteas ya te las hemos contestado en tu blog: http://periodistas21.blogspot.com/2008/12/la-dicharachera-cmt-y-el-wifi.html#comments

      Cuando dices que hemos tenido tiempo para explicar a los ayuntamientos cuáles eran las reglas del juego y no lo hemos hecho, nos gustaría que supieras que existen en los últimos años decenas de resoluciones publicadas por la CMT como respuesta a las consultas planteadas por diferentes consistorios en el asunto del wifi, aunque no han tenido el mismo reflejo en los medios que sí han tenido las sanciones. Tampoco se acuerdan los medios en muchas ocasiones de que los ayuntamientos (y las AA PP en general) tienen a su disposición en nuestra página web desde 2004 un documento que sirve de guía para este asunto del wifi http://www.cmt.es/es/publicaciones/anexos/manual_AAPP.pdf

      Recientemente, en la sesión del consejo del 18 de septiembre de este año http://tinyurl.com/6nefw5, la CMT también emitió una resolución destinada a comunicar, una vez más, cuáles eran los requisitos para que un ayuntamiento o AA PP pudiera explotar redes wifi.

      En tu blog también hemos comentado que nuestra intención no es polemizar con Público, sino tratar de explicarle a la gente cuáles son las competencias de la CMT y por qué el regulador actúa como actúa en esta situación. La publicación en Público de la historia sobre el ayuntamiento de Avilés nos sirvió de excusa para redactar un post que pudiera servir de guía para este asunto.

      No se trata, desde nuestro punto de vista, de criticar al crítico, sino de aprovechar nuestro blog para explicarnos, dar nuestro punto de vista como institución y participar en la conversación, algo que es posible gracias al blog. No pretendemos que todo el mundo esté de acuerdo con nuestras decisiones, pero ahora, quien no lo está tiene la oportunidad de hacérnoslo llegar de forma directa y de recibir una respuesta, aclaración o justificación por nuestra parte.

      También señalas que “otro fallo injustificable en el trabajo de la CMT es la deficiente defensa de los usuarios y la calidad del servicio que reciben. Eso también es responsabilidad de la CMT, que debe imponer las sanciones a las operadoras, además de a quienes intentan ofrecer servicios, aunque a veces no lo hagan de la manera adecuada”. La defensa de los usuarios no es una atribución de la CMT, pese a que nunca hemos escondido que nos gustaría tener tales competencias. Este mismo blog está lleno de comentarios en este sentido

      No creemos tampoco que sea justo que digas que el departamento de comunicación de la CMT no responde a las llamadas de periodistas y que simplemente remitimos a la prensa a las resoluciones. No dejamos nunca una llamada sin atender. Esa actitud que tú señalas no sería ni consistente ni compatible con nuestra actividad en el blog y en twitter, donde contestamos a multitud de preguntas. Las personas que atienden este blog son las mismas que recogen las llamadas de los periodistas, y su actitud es tan abierta en un canal como en el otro.

      Pese a todo, agradecemos de veras tus comentarios. Estamos de acuerdo contigo en que debemos esforzarnos mucho más en comunicar nuestras acciones y el alcance de nuestras competencias. Estamos convencidos de que este tipo de conversaciones contribuyen a ello.

    6. diciembre 16, 2008 at 11:00

      Andreu, no me importa que se polemice con Público o con quien sea, pero creo que vuestro calificativos no son adecuados para el trabajo de los periodistas, porque si se analizan las informaciones se puede comprobar que no están equivocadas y son rigurosas, aunque no os guste el enfoque.
      Respecto a las llamadas, los periodistas implicados me aseguran que ha habido fallos de comunicación en diversas ocasiones.

      Me alegro de que reconozcáis que la comunicación entre la CMT y las administraciones no es buena. Seguramente no es sólo culpa de la CMT, pero quienes seguimos la información sobre este tema sabemos que es complejo y muchos ayuntamientos no tienen los medios suficientes para estar al día de vuestras resoluciones y de la legislación de telecomunicaciones internacional, europea y nacional.
      Eso no exime de cumplir la ley, pero en mi opinión la propia CMT debería hacer un esfuerzo de educación en un ámbito tan nuevo como este.
      El blog solo no vale. Sabes como yo que a pesar de que es una gran herramienta de comunicación no es la más adecuada para comunicarse con la Administración.
      Espero que la reflexión de este episodio sirva a la CMT para mejorar su comunicación y a los ciudadanos y administraciones para entender mejor las resoluciones.
      Otra cosa es la discusión sobre el ámbito y prestaciones del servicio universal y la posibilidad de que el acceso digital sea considerado servicio público. No corresponde a la CMT, sino al legislador, y ahí se abre el debate, como estamos haciendo en estos comentarios.

    7. diciembre 17, 2008 at 15:06

      Estimados Sres. de la CMT:
      Supongamos que represento a un municipio/ayuntamiento y quiero ofrecer servicio Wi-Fi a mis ciudadanos/contibuyentes, público y gratuito.
      ¿Cómo podria hacer esto de forma legal?
      (Por favor, indiquen los pasos concretos a seguir para que cualquier ayuntamiento pueda hacerlo)
      Y si no se puede, por favor, expliquen qué puntos de la ley habría que cambiar para que esto sea, de una vez, posible.

    8. diciembre 18, 2008 at 13:41

      Estimados Sres. de la CMT: En primer lugar muchísimas gracias por su respuesta. Evidentemente sus actuaciones se enmarcan en el cumplimiento de la ley. Lo que seguro entienden es que el debate va más allá, como parece que se ha sugerido en anteriores comentarios.

      “este sector se liberalizó por ley”

      Y digo yo ¿por qué en el país del liberalismo por antonomasia, las autoridades municipales pueden ofrecer este servicio a sus ciuadadanos y aquí no?

      http://subsonica.blogsome.com/2007/05/29/wi-fi-gratuito-alli-y-aqui/

      Mi pregunta era, Sres. de la CMT ¿que hace falta cambiar para que aqui pueda hacerse lo mismo?
      Pues cámbiese.

      Esa es la cuestión. En mi opinión la palabra “liberalizar” es sumamente engañosa porque sugiere el significado de “libre” cuando es totalmente opuesto.
      Porque si no existe libertad, la realidad es totalmente opuesta, debería decirse “se PRIVATIZÓ el servicio”, quedando confinado a servir exclusivamente para el lucro privado, desterrando toda posibilidad de que los ciudadanos lo obtengan gratuitamente como servicio público. ¿Me equivoco?

      Por desgracia esto relega -en muchos casos como este- a la CMT (un organismo público que todos pagamos con nuestro dinero) a hacer un papel de “mamporrero legal” de las operadoras privadas (ya que no las hay públicas), defendiendo sus intereses frente a iniciativas de servicio público ó gratuito que técnicamente son viables, y ética y socialmente preferibles al oligopolio que actualmente mantienen las operadoras privadas en nuestro país (que eso esa y no otra es la verdadera DISTORSIÓN del mercado de las telecomunicaciones español, en donde “disfrutamos” de los peores servicios con las tarifas más altas y la peor atención al cliente de Europa) , impidiendo el desarrollo de iniciativas que suponen un enorme beneficio y avance para la población en general, solo para proteger los intereses de unas operadoras que no quieren invertir, adaptarse ni reducir sus ingentes márgenes de beneficios, y creo que es lo que despierta tantas críticas.

      Miren, esto es como la Sanidad: La sanidad privada nunca puede tener unas condiciones tan aberrantes y abusivas aqui como, por ejemplo, en EEUU. ¿por qué? pues porque existe sanidad pública gratuita, lo que mantiene los precios de la privada bajos (competitivos), porque si abusan, la gente se irá al servicio público aunque tengan que soportar una peor calidad (listas de espera, etc).

      Si se permitiese un competidor público y gratuito, las operadoras por la cuenta que les trae espabilarían y ofrecerían mejores precios, aumentarían las prestaciones de las conexiones, etc… como no lo hay, se permiten cobrar lo que les da la gana a los consumidores, que no tienen alternativa y solo podemos escoger entre “lo malo” y “lo peor” (con el agravante de que, en la práctica, el operador dominante todavía tiene la última palabra ante inicidencias del servicio al seguir aferrado a “la última milla” del bucle de abonado local), por eso , el hecho de que pudiese ofertarse Wi-Fi (gratutito, público Y POR TIEMPO ILIMITADO) sería un factor que espolearía la competencia, no la distorsionaría, rompiendo las condiciones de mercado de oligopolio que hay ahora mismo.

      Planteo otra cuestión: ¿Nos acabará multando la CMT a todos los ciudadanos en el futuro cuando empecemos a utilizar tecnologías como estas?:

      http://subsonica.blogsome.com/2007/07/18/repetidor-wifi-alimentado-por-energia-solar-por-99/

      ¿Acabará la CMT siendo para las operadoras lo que la SGAE es para las discograficas? (con el agravante de que es un organismo público financiado con el dinero de todos nosotros?)
      Esperemos que no… ;-)

    9. Eduardo Carreras
      diciembre 18, 2008 at 17:25

      El derecho de acceso a la información es un derecho universal i hoy en día la información esta en Internet.
      Por otro lado la mayoría de ciudadanos de este país no tienen acceso a Internet i son esos ciudadanos los que reclaman a gritos ese servicio universal.
      Y por otro, podemos considerar que el espíritu de la LGT pretende, entre otras cosas, que el servicio de acceso a Internet llegue a todos los ciudadanos.
      Viendo todo esto, tan solo es cuestión de tiempo que la banda ancha sea un servicio universal básico.
      Mientras tanto, la CMT hace una interpretación de la ley de forma, digamos… muy conservadora. Prueba de ello es que ha sido necesaria una resolución judicial europea para que la CMT acepte que los ayuntamientos puedan difundir a través de una red wifi contenidos oficiales. Servicio que anteriormente la CMT consideraba ilegal.
      Por ejemplo: se puede definir un servicio mínimo de acceso, sin contrato entre partes y sin compromiso de servicio, lo que se dice “tal cual”. Esto no afectaría en ningún caso a la libre competencia, es más, serviría de prueba a mucha gente que acabarían contratando a los operadores, que cobran por un servicio mínimo asegurado.

    10. Diego
      diciembre 18, 2008 at 17:28

      Hola,
      en mi opinión personal, las cosas son de esta manera porque la liberalización de las Telecomunicaciones implica de forma directa la búsqueda de un modelo de negocio competitivo. En EE.UU. llevan más tiempo claro, y como dice SubSonica, ya empizan a saber cómo sacar partido a modelos de negocio de WiFi gratis, aunque les falta hacerlo extensivo:
      http://tinyurl.com/6nqkkh
      Para que tengamos WiFi gratis yo solamente veo dos salidas:
      1. Votar a un partido que esté a favor del acceso a Internet como un servicio público. Que ese partido llegue al poder. Que luego cambie la ley. Y que acarree con el impacto social imprevisible de la medida.
      2. Que desde las compañías privadas/entidades/asociaciones/individuos se exploren nuevos modelos de negocio que permitan la gratuidad del servicio hacia el usuario final.
      La primera, la veo cuanto menos, intrincada. En cuanto a la segunda, básicamente esta ha sido la estrategia de Google para desarrollar sus servicios:
      http://tinyurl.com/5oym6t
      La pregunta es: en las condiciones actuales ¿existen modelos de negocio competitivos aplicables en España que permitan el WiFi gratis universal?
      Saludos.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *